Sulfatos en el Champú

Estamos acostumbradas a pedirle muchas cosas a nuestro champú: que huela bien, que suavice nuestro cabello, que no dañe el cuero cabelludo, que repare la fibras capilares, etc…pero no todos ellos reúnen todas esta condiciones. Además ahora mismo está de moda el buscar champús sin sulfato. Muchas personas no saben ni siquiera lo que son, que función tienen, si son tan dañinos como dicen…aun así “sulfatos no. Me lo ha dicho mi peluquero”

Los sulfatos en los champús son…

… ¿amigos o enemigos de nuestro cabello y nuestra salud capilar?

Según la Dra Gloria Garnacho, dermatóloga y responsable de la unidad de tricología y salud capilar de la Clínica Ruber de Madrid y de la Clínica Dermatológica Internacional:

“El champú es un producto utilizado para limpiar la suciedad del cabello, la grasa formada por las glándulas sebáceas, la descamación cutánea del cuero cabelludo y, en general, cualquier partícula contaminante ambiental que se va acumulando progresivamente en la cabeza. Se usa champú porque con agua no basta”

El cabello saludable, sano, tiene una superficie hidrofóbica a la que se adhieren grasas (lípidos) y que repelen el agua, es decir que esa grasa no se elimina con agua. Por lo tanto hacen falta unas sustancias denominadas tensoactivos o surfactantes que lo que hacen es favorecer la separación del sebo (grasa) del cabello.

Pero entonces ¿cuál es la diferencia entre un jabón y un champú

… si ambos llevan tensoactivos o surfactantes?

Cuando emulsionamos el champú o el jabón con el agua, el sebo se mezcla con ambos y se elimina con el aclarado. Ambos productos, tanto el jabón como el champú llevan en su composición tensoactivos o surfactantes pero la diferencia entre ambos es que el jabón se mezcla con la grasa con demasiada fuerza y por lo tanto elimina demasiado sebo, cosa que puede ser dañina para nuestro cuero cabelludo, puede resecarlo. El champú posee surfactantes equilibrados para que esto no ocurra y solo elimine el sebo suficiente como lavar el cuero cabelludo, dejando una pequeña cantidad para que éste esté hidratado.

¿Y qué pasa con los sulfatos del champú?…

Son los sulfatos necesarios en los champús?

Los sulfatos son unos de los sulfactantes más eficaces que existen pero también más agresivos. Los champús de uso diario suelen tener poca concentración de sulfatos e incluso deben ser inexistentes en champuses infantiles y en los que están indicados para cueros cabelludos sensibles, secos o con irritación.

Los sulfatos son los que producen la espuma al emulsionar el champú con el agua, por lo tanto cuanto más espuma haga un champú y más intenso sea su olor, mayor concentración de sulfatos y compuestos químicos tendrá en su composición. Esto significa que dicho champú será más agresivo.

Además los sulfatos provocan ardor y picor si el champú entra en los ojos. Hay que tener en cuenta que en casi todos los productos de limpieza existe una concentración de sulfatos.

Los sulfatos se utilizan porque cortan la gasa, son baratos y producen espuma. Por si mismos no son tóxicos ni peligrosos. El problema de los sulfatos es que su acción limpiadora es muy fuerte, dejando el cabello reseco y eliminando incluso los aceites naturales que poseemos en nuestro cuero cabelludo, cosa que lo reseca pudiendo provocar descamación o irritación. Pasaríamos de tener un cuero cabelludo equilibrado a uno sensible.

Por el contrario si adquirimos un champú sin sulfatos, hay que tener en cuenta que contendrá en su composición otros agentes químicos que aunque hagan menos espuma seguirán siendo igual de efectivos a la hora de eliminar el sebo… Y serán mucho más caros. De ahí que existan champús de precio más elevado.

He decido comprar champús sin sulfatos

¿Mi cabello estará igual de limpio?

La única precaución que hay que tener a la hora de utilizar champús sin sulfatos es que se debe evitar el uso de siliconas en el cabello ya que resulta muy difícil de eliminarlas si el champú no contiene sulfatos. Sobre todo la Dimeticona, un tipo de silicona, que está muy presente en cremas de peinado y en mascarillas.

Por lo demás tu cabello seguirá igual de limpio ya que estos champús tendrán otros componentes químicos para limpiar.

¿Cuál es la conclusión de los sulfatos en el champú?…

… ¿Sulfatos sí o sulfatos no en nuestro limpiador del cabello?

CHAMPÚ CON SULFATOS CHAMPÚ BAJO CONTENIDO SULFATOS CHAMPÚ SIN SULFATOS
Beneficios 1. Si el contenido en sulfatos es muy bajo, no irrita el cuero cabelludo.

2. Retiene mejor la humedad del cabello que los champuses con sulfatos.

3. Los aceites naturales del cabello se mantienen.

4. Se pueden utilizar productos con siliconas (mascarillas o cremas de peinar) ya que se eliminarán con el champú.

1. no irrita el cuero cabelludo.

2. Retiene la humedad del cabello y por lo tanto aumenta la resistencia del cabello a la rotura y desprendimiento.

3. El tinte dura muchísimo más.

4. Conserva los aceites naturales del cabello.

5. Cuida perfectamente los rizos del cabello ya que estos cabellos son secos de por sí y no necesitan eliminar sebo.

Problemas 1. Irrita el cuero cabelludo volviéndolo sensible.

2. Disminuye la resistencia del cabello frente la rotura y el desprendimiento.

3. Hacen que el color de los tintes pierdan más rápidamente los pigmentos.

4. Elimina los aceites naturales del cabello, resecándolo muchísimo.

5. Los cabellos rizados se estropean.

1. Reseca un poco el cabello. Pero nada que no se pueda solucionar con un acondicionador, mascarilla o crema de peinado. 1. Contienen otros productos químicos para eliminar el sebo, que encarecen el champú.
Precauciones
1. Evitar el uso de siliconas, presentes en mascarillas y cremas de peinado, ya que no se eliminarán del cabello y del cuero cabelludo.

En Cococrem pensamos que es mejor los champús con un bajo contenido en sulfatos, que no tengan color, que no tengan un olor muy intenso y que hagan la mínima espuma. No hay que ser más papista que el papa ¿no?

Por ello te proponemos nuestros champús de la firma Moroccanoil o bien los champús de la firma Montibello. Puedes encontrar estas dos firmas de productos capilares, Montibello y Moroccanoil, en nuestra página web www.cococrem.es

¿Qué pensáis vosotras? ¿Con que tipo de champú os quedáis?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *